Escarlatina: que es y cual es su tratamiento

¿Aún no ha desaparecido la escarlatina? No, la escarlatina nunca ha desaparecido y en los últimos años además ha aumentado su incidencia.

Existen falsas ideas, me imagino procedentes de las películas Lo que el viento se llevó y Mujercitas, en las que los protagonistas padecían esta enfermedad. Muchas personas creen que es una enfermedad del pasado y que es muy grave. Esto es falso, ni es del pasado ni es grave.

Escarlatina: ¿Qué es la escarlatina?

  • Es una enfermedad infecciosa, benigna y autolimitada, producida por una bacteria llamada estreptococo.
  • La mayoría de los niños que la padecen tienen más de 2 años y menos de 10.
  • Se contagia directamente de persona a persona, por vía aérea a través de las gotitas de secreciones respiratorias.
  • Es más frecuente a finales del invierno y durante la primavera.
  • Esta bacteria se aloja en la garganta y suelta una sustancia que va a la piel produciendo un exantema.
  • Se puede padecer más de una vez.

Escarlatina: ¿Qué síntomas da la escarlatina?

La escarlatina puede cursar con diferentes manifestaciones. No todas tienen que estar presentes para hacer el diagnóstico.

  • Amigdalitis. Puede ser solo garganta muy roja o incluso con placas.
  • Puntitos rojos en el paladar.

Escarlatina

  • Enrojecimiento de las mejillas.
Escarlatina
  • Lengua como una fresa, muy roja y con los puntitos de la lengua más marcados de lo normal. Al principio puede ser más blanca “lengua saburral”.
Escarlatina
  • Exantema. Consiste en puntitos que hacen relieve, rojos, que confluyen. Al tocarlos parece como piel de gallina. En los pliegues se puede notar más (axilas, ingles). Después la piel puede descamarse y esto puede durar días e incluso semanas. La descamación puede no existir.

Escarlatina

  • Fiebre. Puede ser elevada o puede estar ausente.

Escarlatina: Tratamiento

  • Antibiótico vía oral que tu pediatra te mandará. Con este tratamiento la curación es total y las complicaciones prácticamente inexistentes.
  • Antitérmicos y analgésicos, para la fiebre y para el dolor.
  • No ir al colegio hasta que la fiebre haya desaparecido, haya tomado el antibiótico por lo menos durante un día y siempre que el niño se encuentre bien.

Escarlatina: Prevención

Consiste en el lavado frecuente de manos del niño y de los cuidadores y en no compartir utensilios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: